Las inquietudes que no se apartan de mí ni un segundo


Las vacaciones se están acabando y otro curso empezará junto lo que es inevitable: médicos y más médicos. Pero solo uno de todos ellos me hace sentir algo de miedo -o quizás es otra palabra la más adecuada-, por lo que va a venir.
No me gusta ir a los médicos, creo que a nadie. ¿Es lógico el porque, no? A nadie le gusta estar enfermo, y más allá de eso, a nadie le gusta las horas interminables, las charlas que te meten los médicos, las reprimendas ( hay algunos... que tela), los consejos, la frialdad con qué dicen según qué cosas... pero hay otros que es todo lo contrario, que hay que ahondar hasta lo más profundo para sonsacar algo y a partir de ahí ir estirando el hilo más y más hasta que se tenga alguna herramienta para seguir moviéndose. Y es ese tipo de médico al que me refiero, al que llevo yendo hace poco más de un año. Un médico que me ha ayudado, un médico que me ha hecho aprender más y más de mi misma y un médico que me hace sentir respeto hacia lo que estoy aprendiendo de él y de mí.
Pero ahora es algo que no tiene marcha atrás y que me hace replantearme según qué cosas, qué decir, como decirlo, qué no decir, puesto que también una paciente quiere algo de intimidad! soy persona y humana después de todo y aunque sea algo confidencial no me gusta sentirme desnuda ante una persona con la que trabajo los más profundos recovecos de mí. Pero me asusta, la verdad, y sí, lo reconozco porque pienso que reconocer las cosas, aceptarlas, da aún más fuerza para enfrentarlas. Si las escondo, si las niego, permanecerán ahí, a la espera para luego golpearme con más fuerza y hacerme más daño.

Quisiera desahogarme con los que están ahí, quisiera compartir mis inquietudes, miedos, mis temores pero no es tan fácil. Solo unos pocos lo entenderían. Estos temas no son fáciles de hablar, muchos obvian eso para hablar de otras cosas, porque no se sabe como abordarlos. Nadie ha nacido profesional,es lógico, pero me duele, y eso me hace ver que aunque los necesite, estoy y estaré sola.



7 comentarios:

Keii dijo...

La verdad es que tienes razon, a mi tampoco me gustan los medicos.. en especial, le temo al dentista.. pero no es el caso. Yo se a que medico te refieres, pero bueno ahi queda. Me joroba, que vayas a volver a pasarlo mal durante otro año mas, si si se lo que vas a decir "es lo que hay" aparte de que odio esa frase >_<. Te seguiremos apoyando y mas, porque aunque tu creas que esto lo debes andar tu sola, pero estaremos ahi pa que antes de caerte te recojamos. Te queremos linda :*******************

mangu dijo...

Si sólo fuera un año más como dice Keii, creo que podrías estar contenta no por nada, sino por que significaría que ya has pasado todo el tiempo que necesitas para sacar lo que tienes que sacar, sea en 1 año o en una década.
Ojalá fuera un año....pero como también dice Keii, y te hemos dicho muchas veces no estás sóla y siempre que me lo permites hablamos de ello, no digo estoy aquí por decirlo o por que evidentemente uso un espacio-tiempo, lo digo en el sentido de más allá, en el sentido de que cuando estás hecha una M puedes hablar conmigo y ni te desviaré el tema ni te lo cortaré.

LifeisPain dijo...

A mi me pasa lo mismo yo tengo un un par de años yendo a doctores tras doctores y no les cuento todo. Tb tengo no mas de 6meses yendo a otro doctor (psico y psiqi) va bien pero n o saben toda mi vida y aveces me da miedo cortale a un extraño por mas q le tenga confianza siempre al final dudo y no lo hago .... todo es extraño xq justo cuando mas necesito a alguien con quien conversar me pasa como a ti, termino sola sin nadie a quien recurrir :S

cdtm un abrazo (:

ancora dijo...

A veces quisiéramos tener una barita mágica pero no la tenemos y muchas veces intentamos ayudar y nos parece que hacemos lo contrario. Por eso leemos e intentamos ayudar comentando aunque sabemos que la verdadera ayuda es la que vas a recibir otra vez en septiembre. Solo me queda darte muchos ánimos y que sepas que eres más valiente que much@s que no tienen el valor de afrontar muchas cosas.Un abrazo muy grande

Náyane dijo...

Primero de todo, agradezco vuestras respuestas.
Afortunadamente sé realmente quién está a mi lado y quién no. Aunque mi frase de estaré y estoy sola quería aclarar que no me refería a que no haya nadie a mi lado. Afortunadamente tengo a personas que están ahí y lo agradezco. Mi frase que se podía fácilmente malinterpretar se refería a que aunque tenga gente a mi lado, lo que tenga que decir o tenga que hacer este proceso seré yo, y eso es lo que me da miedo, me asusta, y me aterroriza. Aunque el año pasado se trató algo, creo que es este año cuando será el comienzo de todo y eso asusta porque aún cuando solo se empezó ya estaba jodida, pues no sé...
Keii, esto no se trata de pasarlo durante un año más solo, si solo fuera eso, lo pasaría "gustosamente". Esto lamentablemente no dura un año tan solo, sino muchísimo más. Es un largo proceso que seguramente durará años y años. Nadie sabe como terminará pero si cuando empezará.
Mangu, yo ya sé que tú no me cortarás el tema ni lo desviarás. Lo has demostrado muchas veces.
Entiendo lo que quieres decir LifeIsPain y lo peor es que te hace sentir tan vulnerable y luego culpable porque piensas: quizás debería haberle dicho eso ( el debería es tan poderoso :/). A veces por mucho que tengamos a alguien, no sabemos como recurrir a x persona o qué decir o qué hacer. No es tan fácil como hablar y ya está. Ojalá fuera eso todo, ¿verdad?
Yo creo que no solo la verdadera ayuda es la de setiembre, ancora. Creo que la ayuda de los amigos es una fuerza poderosa que hay que tener en cuenta. Claro que el profesional es quién mejor sabrá ayudar ( si es bueno, por supuesto porque hay cada uno que no sé que hace ejerciendo su profesión...), pero también es necesario el entorno de la persona para ir superando el día a día que nada fácil es.

Keii dijo...

Ahora que lo veo, no tampoco queria que sonase asi, no me referia aque fuese solo un año mas si no que suma y sigue. Lo siento si sono de otra manera distinta, no era eso lo que queria decir. Ya te digo y te dije el otro dia, eres muy valiente niña :*********

Anónimo dijo...

Hola Elisa,
supongo que la falta de confianza que ahora tienes con el médico tiene algo que ver porque hace tiempo que no tratas con él, y porque has estado tratando cosas muy personales. Supongo que a mi me pasaría algo parecido si hiciera tiempo que no trato con alguien con el que he compartido y sabe cosas mías demasiado personales. Quizás tienes que indicarle al médico cual es tu ritmo. Es muy importante eso. Si hay algo que prefieres no contar, no lo cuentes. Quizás todavia no estas preparado. O quizás es mejor simplemente no contarlo. Por otra banda, no sé si tu médico es hombre o mujer. No sé si el hecho de ser hombre o mujer podría influir en algo, en por ejemplo sentirte con más confianza en contar ciertas cosas.

Un beso... y cuidate mucho.

Miguel.